Hidrógeno verde: Exautoridades piden más diálogo entre el Estado y empresas

Hidrógeno verde: Exautoridades piden más diálogo entre el Estado y empresas

Sigue la polémica tras el anuncio de las empresas HIF y Enel, quienes retiraron del Sistema de Evaluación de Impacto Ambiental (SEIA) el proyecto eólico Faro del Sur, ubicado en la Región de Magallanes. Esta es considerada una de las iniciativas más avanzadas para lograr la producción de hidrógeno verde.

Exautoridades y expertos del sector energético, coinciden en que se debe desarrollar un trabajo más cercano entre el Estado y las firmas del sector, a fin de evitar noticias como esta que “dañan” la imagen del país, y que podrían poner en riesgo el desarrollo del hidrógeno verde.

Incluso el padre del Presidente Gabriel Boric, Luis Boric, opinó, a través de una carta a este medio, que “el Estado debe ayudar para que los proyectos de inversión se concreten y cumplan los estándares no solo ambientales, sino también los efectos territoriales”.

Anteriormente, en su cuenta de Twitter había sostenido que “me parecieron extrañas ciertas exigencias”, por los comentarios realizados por seremis en el proceso de evaluación.

En esta línea, el exministro de Energía Juan Carlos Jobet dijo que el retiro del proyecto es una muy mala noticia, y apunta a que el rol que el Estado debe jugar es “hacer cumplir la normativa vigente. Si se termina pidiendo lo que se le ocurra al funcionario de turno, desaparece la certeza jurídica. Más allá de ese problema, esto es sintomático de una falta de diálogo entre el Estado y las empresas. Uno cuando es regulador representa instituciones públicas, debe ser muy celoso del cumplimiento de las normas, pero eso no quita que hay que tener un diálogo muy fluido con los inversionistas. Hay algunos actores que piensan que se trata de lados opuestos de una disputa y eso no es así”.

El exministro de Medio Ambiente Javier Naranjo indicó que es fundamental para cumplir con las metas del país, en materia de liderazgo de este sector, alinear las políticas públicas a ese objetivo y lograr ser competitivos, cuidando y respetando las reglas ambientales. “Si el Gobierno no es capaz de dar ese lineamiento, las inversiones, como ya hemos empezado a verlo, simplemente se irán, lo que es grave, pero además ponemos en riesgo un objetivo ambiental mayor, que es ser carbono neutrales. Sin inversión en proyectos de energía renovable, Chile no cumplirá sus metas”, advirtió el también jefe de Medio Ambiente en Jara del Favero Abogados.

En tanto, el extitular de Medio Ambiente Pablo Badenier hizo un llamado a que los servicios sectoriales se ciñan a sus competencias en la evaluación de los proyectos, y no a dar opiniones en general o fuera de sus competencias
individuales. Asimismo, comentó que “las empresas deben hacer un esfuerzo de relacionamiento comunitario previo, los grandes proyectos inmobiliarios y mineros lo hacen, y es algo que las empresas de energía renovable deben acostumbrarse a tener. Hoy es un estándar voluntario, ojalá se legisle para que sea una norma obligatoria”.

El exdirector de la Conama Clemente Pérez reconoció hoy que en el país es más difícil lograr la aprobación ambiental de proyectos de mayor envergadura, e incluso advirtió que hay ocasiones en que esto termina “siendo excesivo, perjudicando proyectos que son necesarios para el país”.

Para que no existan trabas en el desarrollo de industrias como la generación renovable o el hidrógeno verde, el abogado socio de Guerrero Olivos propuso impulsar un modelo de clusters para estos sectores económicos.

“Aquí ha faltado ánimo colaborativo de armar clusters en distintas regiones, para no tener este tipo de traspiés. Hay que buscar cómo incorporar a las autoridades, otras empresas que están desarrollando proyectos para tener un enfoque más colaborativo, esta es la forma de enfrentar los niveles de mayor exigencia en el país”, indicó.

El exsenador y actual vicepresidente de la Fundación Encuentros del Futuro, Guido Girardi, apoyó los dichos del padre del Presidente Boric respecto a una “excesiva burocratización”, lamentando que “al caerse un proyecto que involucra hidrógeno verde, las empresas internacionales y de vanguardia en la materia no tendrá incentivos para implementar el uso de energías verdes en nuestro país”.

Es por eso que el exparlamentario propuso que tanto las energías solares, eólica y el hidrógeno verde sean declarados recursos estratégicos y, sin disminuir las exigencias, tengan un mecanismo de evaluación más rápido y eficiente.

Fuente: EL Mercurio